Proponen declarar al 2016 como “Año del Bicentenario de los “Mártires de Yavi”

Iglesia de Yavi, donde oía misa el coronel Juan José Fernández Campero cuando se produjo el ataque de Olañeta.

 

 

La diputada de LyDER, Isolda Calsina, presentó en la Legislatura un proyecto de ley proponiendo declarar al 2016 como “Año del Bicentenario de los Mártires de Yavi” en conmemoración a los hechos ocurridos en ese pueblo de la Puna el 15 de noviembre de 1816, cuando civiles y soldados murieron o fueron tomados prisioneros por fuerzas realistas en la llamada “Sorpresa de Yavi”.

 

Tras destacar que este hecho es uno de los más cruentos de la Guerra de la Independencia en territorio jujeño, la legisladora instó a conmemorar con la importancia que corresponde el bicentenario que se cumplirá en 2016.

 

En los fundamentos recordó que el año 1816 estuvo atravesado por la “Invasión Grande” dirigida por el español José Álvarez De la Serna, quien prometió sofocar el movimiento independentista en pocos meses y llegar a Buenos Aires en mayo de 1817. Ante esta amenaza, se encomendó a los patriotas de la Puna, dirigidos por el coronel Juan José Fernández Campero, también conocido como el “Marqués de Yavi”, entorpecer la marcha de las fuerzas virreinales, lo que dio lugar a que la zona fuera disputada palmo a palmo por ambos ejércitos.

 

Calsina señaló que en la mañana del 15 de noviembre, en medio de un gran despliegue de fuego, el furor del brigadier realista Pedro de Olañeta cayó sobre el pueblo de Yavi, generándose caos y confusión entre la tropa patriota que intentó repeler el ataque, sin lograr organizarse. El saldo del episodio fue trágico: el coronel Juan José Fernández Campero cayó prisionero junto a 36 oficiales y 340 soldados. El capitán indígena Diego Cala, hombre de confianza de Fernández Campero, fue fusilado por los españoles al día siguiente del desastre, bajo los cargos de indio alzado contra el Rey.

 

El testimonio de José Remigio Plaza, soldado salteño y sobreviviente de la “Sorpresa de Yavi”, da cuenta de la trágica suerte corrida por los hombres y mujeres tomados prisioneros por los realistas: “el Día de Reyes [de 1817] degollaron en la plaza de Potosí a cuarenta y tantos prisioneros de los de Yavi, y entre ellos a tres mujeres de los patriotas de aquel pueblo”.

 

“El cruel final que tuvieron estos patriotas jujeños a manos de un orden represor ha sido considerado como un martirio y a sus víctimas como a mártires, ya que ofrendaron sus vidas y padecieron toda clase de sufrimientos por un ideal de libertad e independencia”, resaltó la legisladora en los fundamentos.

 

También destacó que “un gran manto de olvido cubre este episodio, quizás el más cruento de los ocurridos durante la Guerra de la Independencia en el actual territorio de Jujuy. Invisibilizado por la historiografía porteñocéntrica, unos pocos autores regionales lo mencionan pero siempre como un hecho más entre otros que ocurrieron durante las invasiones realistas y hasta 2013, la fecha no se recordaba con actos en la Provincia de Jujuy”.

 

Calsina recordó que la Ley 5730 sancionada por la Legislatura de Jujuy en 2012 declaró el 15 de Noviembre  como “Día de los Mártires de Yavi” a la vez que dispuso la realización de actos de homenaje para la “honra de aquellos hombres y mujeres que con su sangre pagaron caro tributo para constituir la Patria libre e independiente que hoy gozamos”.