PASO en Jujuy: la izquierda retrocedió respecto de la elección de 2013

Alejandro Vilca (PTS).

El triunfo de los candidatos del Partido de los Trabajadores Socialistas –PTS- en el Frente de Izquierda de los Trabajadores fue el primer dato de las primarias abiertas del domingo pasado dentro del espectro de la izquierda en la provincia de Jujuy. Nicolás del Caño, con su propuesta de renovación, fue más votado que Jorge Altamira y a su vez, el candidato local Alejandro Vilca del PTS duplicó a del Caño. Pero el dato más llamativo fue el retroceso del frente, que en la categoría de diputados nacionales perdió más de dos puntos respecto de las PASO del año 2013.

Hacia dentro del Frente de Izquierda, la mejor performance se vio en la categoría de diputados nacionales con Alejandro Vilca, recolector municipal en el barrio Alto Comedero, quien obtuvo 18.548 votos, casi el 80 por ciento. Iñaki Aldasoro del Partido Obrero consiguió 4707 sufragios. Vilca y Aldasoro reunieron 23.291 votos, el 6,98 por ciento, dos puntos menos que lo conseguido en las primarias del 2013, donde el Frente de Izquierda se había adjudicado el 9 por ciento.

En la categoría presidente, Nicolás del Caño obtuvo 10.212 votos sobre Jorge Altamira, con 4.169 votos, que representaron el 6,25 por ciento del total de los votos a candidatos a presidente.

En diputados al Parlasur nacionales el Frente de Izquierda colectó 16.771 votos (5,21 por ciento), de los cuales 12.148 fueron para el PTS y 4.623 del Partido Obrero.

En diputados al Parlasur regionales, el frente consiguió 19.325 votos (5,93 por ciento), de los cuales 14.645 aportó la candidata del PTS, Natalia Morales, mientras que José Mendoza del Partido Obrero logró 4.680.

El Departamento Doctor Belgrano fue donde pisó más fuerte el Frente de Izquierda. Los precandidatos a diputados nacional consiguieron aquí el 12,10 por ciento de los votos y en Palpalá, se adjudicaron el 8,29 por ciento.

No obstante la victoria del PTS y ser el candidato local más votado del frente, Vilca no tuvo el domingo pasado una buena elección si se tiene en cuenta que en la primaria del 2013, sacó 29.200 sufragios frente a los 18.584 obtenidos en el último comicio. En declaraciones a la prensa, explicó que el frente tuvo problemas por el robo de boletas pero a pesar de eso, logró tener presencia en todo el territorio provincial, lo que no había ocurrido en otras elecciones.

A pesar de los datos que hablan del retroceso respecto de 2013, Vilca sostuvo que el Frente de Izquierda creció y se transformó en la tercera alternativa en la provincia.

La lucha por bancas en la Legislatura y en los concejos deliberantes será la clave de la campaña que viene, adelantó.

Otros

El resto de las propuestas de izquierda, el partido Instrumento Electoral por la Unidad Popular, que llevaba al economista Benito Carlos Aramayo como precandidato a diputado nacional y el Movimiento Socialista de los Trabajadores (MST) no alcanzaron el piso. El primero obtuvo 3065 votos (0,92 por ciento) y el segundo 2203 (0,66 por ciento).