Ébola: llaman a reforzar el control sanitario en las fronteras

Médicos atienden a un paciente en Guinea.

El ministerio de Salud de Argentina instó a las autoridades sanitarias provinciales a fortalecer la vigilancia epidemiológica para detectar el ingreso de posibles casos de Ebola al país, en el marco de la declaración de “emergencia pública sanitaria internacional” dispuesta por la Organización Mundial de la Salud (OMS).

El virus del Ebola, que produjo la muerte de casi 1.000 personas en África, es una enfermedad hemorrágica febril con una tasa de mortalidad de entre 50 al 90 por ciento, afecta a personas de todas las edades y no existe vacuna para evitarlo ni tratamiento específico, detalló el reporte.

“Se considera caso sospechoso a toda persona que haya tenido fiebre (mayor a 38), contacto con algún caso confirmado de Ebola en los 21 días anteriores a la aparición de síntomas y que haya viajado a regiones con circulación confirmada del virus”, sostuvo el ministerio.

Asimismo, expresó que otros síntomas son dolor muscular, de cabeza y garganta, y debilidad, mientras manifestó que la enfermedad evoluciona con vómitos, diarrea, rash, fallo renal y hepático, y hemorragia masiva interna y externa, y en la etapa final los pacientes desarrollan un fallo multiorgánico.

Autoridades sanitarias internacionales notificaron en marzo la propagación de un brote epidémico de ébola en Guinea, África, que después se extendió a Liberia, Sierra Leona y Nigeria y luego a Benin. La cartera sanitaria advirtió que si bien el movimiento de personas entre Argentina y los países donde se documentó la transmisión de la enfermedad no es frecuente, “la potencial vía de introducción del virus del ébola en el territorio argentino es el ingreso de viajeros afectados desde zonas con transmisión activa”.

Advirtió que el virus del Ebola se propaga de persona a persona por contacto directo a través de las membranas mucosas o de soluciones de continuidad de la piel con órganos, sangre, secreciones u otros líquidos corporales de personas infectadas, o por contacto indirecto con materiales contaminados por esos líquidos. El ministerio recordó que en África se documentaron casos de infección asociados al contacto con chimpancés, gorilas, murciélagos frugívoros, monos, antílopes y puerco espines.