La CGT de Caló urge cambios en Ganancias

Caló y otros dirigentes de la CGT oficialista con el ministro Tomada.

La cúpula de la central obrera se reunió con Tomada en Trabajo. “Creemos que lo más pronto posible se debe elevar el mínimo no imponible”, sostuvo Héctor Daer, vocero de la central. El ministro dijo que “se está analizando el impacto sobre los distintos niveles de salarios”.

La CGT que conduce Antonio Caló reclamó cambios “lo antes posible” del impuesto a las Ganancias durante un encuentro, el primero del año, con el ministro de Trabajo, Carlos Tomada, en la sede de la cartera laboral.

Tras la reunión, el titular del gremio de la Sanidad, Héctor Daer, señaló que hablaron sobre posibles cambios en el impuesto a las Ganancias y las paritarias salariales. “Avanzamos en algunos temas concretos. También hablamos sobre el impuesto a las Ganancias y creemos que lo más pronto posible se debe elevar el mínimo no imponible”, sostuvo el dirigente.

Señaló también que “se debe establecer una modificación en la ponderación que tiene la escala del impuesto hacia arriba”.

Por su parte, la cartera laboral informó que “frente al planteo de la CGT sobre la cuestión del impuesto a las ganancias, el Ministerio de Trabajo expresó que se está analizando el impacto sobre los distintos niveles de salarios y se comprometió a elevar a las áreas competentes las perspectivas que la central esbozó durante el encuentro”.

En un comunicado, el ministerio agregó que la CGT planteó la necesidad de atender las segmentaciones del sistema de asignaciones familiares.

“Tanto la CGT como el Ministerio coincidieron en continuar con la defensa del empleo, en mantener la capacidad adquisitiva del salario, y en la mejora de la distribución del ingreso. Sobre esta cuestión el Ministerio ratificó la vigencia de paritarias, en una clara desmentida a las versiones de quienes intentan instalar –como todos los años- una supuesta pauta oficial que no existe. Ratificando una política que ha logrado el período más extenso de la negociación colectiva en la historia de nuestro país”, agregó el Ministerio.

Luego señaló que “hubo un compromiso explícito acerca de apelar a la responsabilidad de todos los que inciden no solo en los salarios sino también en los precios”. “Sobre esta cuestión, el ministro hizo especial hincapié en que los precios no los fijan los trabajadores sino los empresarios; quienes son los que tienen que hacerse cargo de esa responsabilidad”.

“Se acordó profundizar la lucha contra el trabajo no registrado, asumiendo el compromiso de realizar tareas conjuntas para ampliar el campo de las inspecciones laborales. Asimismo se buscará la articulación con sectores empresarios que permitan trabajar en toda la cadena de valor, especialmente la subcontratación fraudulenta”, se agregó.

En el marco de este diálogo, tanto el Ministerio como la CGT acordaron fijar una próxima reunión en la que se seguirá avanzando con estos temas en forma inmediata entendiendo que arribar a definiciones en estas cuestiones es prioritario en la agenda. “Fue a través de estos diálogos, que nuestro país salió de una situación de desocupación alarmante, pobreza extendida y destrucción del aparato productivo”, completó el comunicado.

Además del Ministro estuvieron presentes: el Jefe de Gabinete, Norberto Ciaravino; el secretario de Empleo, Enrique Deibe; la subsecretaria de Programación Técnica y Estudios Laborales, Marta Novick, y la directora Nacional de Relaciones del Trabajo, Silvia Squaire.

Participaron de la reunión los dirigentes sindicales: Antonio Caló, José Luis Lingeri, Héctor Daer, Horacio Ghillini, Jorge Lobais, Oscar Lescano, Rubén Fernández, Ricardo Pignanelli, Armando Cavallieri.

Este martes, Tomada visitará a la Central de Trabajadores Argentinos que conduce Hugo Yasky. (Noticias Argentinas).