Rural: repudio del Gobierno a la cautelar

Juan Manuel Abal Medina.

El Gobierno cuestionó duramente al fallo de la Cámara en lo Civil y Comercial que frenó el traspaso del predio de la Sociedad Rural al Estado. Abal Medina la definió como “la Cámara en lo Clarín y lo Rural”, mientras que Alak habló de otro caso de “forum shopping”, tras el freno del traspaso del predio ferial de Palermo a manos del Estado.

“Queda demostrado que son la cámara en lo Clarín y lo Rural. Está siempre atenta a los intereses de las corporaciones. Ratifica lo que venimos afirmando sobre que hay ciertos sectores de la Justicia que han inventado una nueva rama jurídica, la justicia cautelar”, sostuvo a la prensa el jefe de Gabinete, Juan Manuel Abal Medina, al conocer la decisión judicial.

En este marco, confirmó que el Ejecutivo apelará la medida y señaló: “Tratándose de un hecho que significó, según la Justicia Federal, una sustracción del patrimonio del Estado Nacional mediante una maniobra de asignarle un menor valor, esperamos que la Corte tome cartas en el asunto de manera urgente”.

Por su parte, el Ministro de Justicia y Derechos Humanos, Julio Alak, sostuvo que la cautelar dictada por la Cámara Civil y Comercial a favor de la Sociedad Rural Argentina, es “absolutamente arbitraria y otro caso de fórum shopping ya que al tratarse de la impugnación de un decreto presidencial, debe entender el fuero contencioso administrativo”.

“Otra vez un sector corporativo ha elegido el mismo fuero civil y comercial y la misma Sala 1 que dicta cautelares eternas, para impugnar un acto legítimo del Estado”, remarcó.

Sostuvo que esta “nueva cautelar es una decisión arbitraria, que no toma en cuenta los muy graves motivos que el Estado valoró para revocar la venta, especialmente el procesamiento de los directivos del Ministerio de Economía y de la SRA”.

“Además del precio vil, la Sociedad Rural no pagó la totalidad del precio de venta. La Cámara hoy convalidó esta situación. A cualquier hijo de vecino que no cumple las cuotas, lo ejecutan, sacan la casa o el auto y a la Sociedad Rural no”, amplió.