Procuran poner orden en
las veredas de la ciudad

Raúl García Goyena.

Raúl García Goyena.

Jujuy – La Municipalidad de San Salvador de Jujuy inició una ronda de conversaciones con autoridades provinciales y nacionales en procura de lograr el apoyo necesario para erradicar la venta callejera de productos no autorizados y de contrabando.

El secretario general de Gobierno del municipio, Raúl García Goyena, dio detalles ayer de la ronda de conversaciones que mantendrá con autoridades provinciales y de organismos nacionales, de seguridad y de control fiscal “con el fin de establecer acciones conjuntas para atender el ordenamiento del espacio público, particularmente en lo atinente a la venta callejera de productos no autorizados o de aquellos de origen extranjero que puedan haber sido ingresados a nuestro territorio de contrabando”.

A la primera entrevista la tuvo con el ministro de Gobierno, Pablo La Villa, previendo encuentros similares en la Aduana, AFIP, Gendarmería Nacional y Policía de la Provincia.

“Como eje de la gestión, hace tiempo se viene trabajando en la recuperación del espacio público, sabiendo que es la voluntad del 92 por ciento de la comunidad contar con el orden del espacio público, por lo cual no puede ser que un grupo más chico o más grande se adueñe de las veredas de Jujuy”, dijo García Goyena.

También enfatizó que no se trataba de vendedores ambulantes, sino de personas “se adueñan de un espacio público fijo de de la ciudad y resisten por todos los medios, buscando el apoyo de las diferentes organizaciones sociales”.

García Goyena aseguró que estaban dispuestos a terminar “definitivamente, con esta problemática, con el apoyo de diferentes instituciones, en el marco de la ley”. No obstante, aclaró que se iban a proponer alternativas a los ambulantes que sean erradicados de los espacios públicos.

Al concluir, anticipó que con el director de la Aduana iba a hablar del contrabando, que calificó de mostruoso, “donde hay muchos que no poseen documentación de lo que venden, además de contactarnos con autoridades de la AFIP, ya que no es justo que los comercios en regla pierdan su venta, frente a la competencia desleal de los ambulantes, teniendo en cuenta que ellos no pagan los impuestos, pueden vender más barato”.