Tanco, el caudillo principista

Miguel Tanco.

Miguel Aníbal Tanco.

6 de octubre de 1888: Nació en Jujuy Miguel Aníbal Tanco, gobernador de la provincia en 1930. Dirigente del Radicalismo en el tiempo de la naciente democracia inaugurada por el sufragio secreto y obligatorio, Tanco fue figura fundamental de la turbulenta política jujeña durante la primera mitad del siglo XX, época que estuvo atravesada por luchas sociales y algo que nunca antes había sucedido en Jujuy: el acceso al poder de sectores populares.

Partidario del contacto directo con las gentes humildes, creó un nuevo estilo de hacer política que se expresó en acciones y discursos de un fuerte contenido social, anticipándose al modelo peronista que se aprestaba a germinar.

“Este ‘hombre que levantará al obrero y hará feliz la vida del pueblo’, ‘el defensor del proletariado y enemigo de los patrones’, supo dónde encontrar y con qué medios llegar a las gentes humildes”, señalan las historiadoras María Silvia Fleitas y Adriana Kindgard.

Especial influencia tuvo en las poblaciones de la Puna y Quebrada, a las que apoyó en sus luchas por la posesión de las tierras ante los poderosos latifundistas, que lo tenían por sedicioso.

En solo nueve meses de gestión en el Gobierno, promovió la sanción de varias leyes claramente reivindicatorias de las clases obrera y campesina, regulando la actividad de los conchabadores de peones, disponiendo la compra o expropiación de los latifundios en toda la provincia a fin de ser cedidos en arriendo a sus pobladores, de construcción de viviendas para empleados y obreros y de creación del Departamento Provincial de Trabajo y Estadísticas.

Además, por decreto prohibió los trabajos personales que los propietarios de tierras imponían a los peones o arrendatarios.

Claramente, su política se enfrentó con los intereses de la poderosa industria azucarera, cuya expresión política más notable fue el acaudalado dueño del ingenio Ledesma, Herminio Arrieta.

El mandato del gobernador radical fue interrumpido por la revolución del 6 de septiembre de 1930 que derrocó al presidente radical Hipólito Yrigoyen. En Jujuy, el Gobierno quedó en manos del interventor teniente coronel Daniel I. Leguiza y se disolvió la Legislatura, dando inicio a una época de fuertes persecuciones a Tanco y a sus seguidores, alentadas por el partido conservador que controlaba el poder.

Con Tanco a la cabeza, el Radicalismo jujeño adoptó una actitud intransigente hacia la dictadura que se diferenció claramente de la dirigencia ucerreísta de otros lugares del país, que pronto se había acomodado a la nueva situación política. De este modo, el abstencionismo en Jujuy –la no concurrencia a elecciones-  duró una década, sostenida por el caudillo que así le negó legitimidad a los gobiernos de la llamada Década Infame en Jujuy.

En las elecciones del 24 de febrero de 1946, las fuerzas tanquistas que apoyaron al coronel Juan Domingo Perón, obtuvieron una gran victoria que le devolvió el Gobierno provincial al yrigoyenismo y le dio a Tanco una banca en el Senado nacional.

En 1947, tras el “Malón de la Paz”, presentó en el Senado su proyecto de “Expropiación de terrenos de la provincia de Jujuy que pertenecieron a aborígenes”.

Teniente de fragata, Tanco había estudiado en la Escuela Naval Militar de 1906 a 1910 y fue distinguido con la Cruz del Mérito Naval y de Caballero del Santo Sepulcro. El historiador Jorge Bidondo anota también que el marino jujeño inventó un aparato para apreciar distancias entre el pique de los proyectiles y el blanco en el tiro naval y un método de tiro a base de distancias y tiempos en el mar.

Escribió varias obras sobre cuestiones cruciales de la economía jujeña y regional, en las que abordó el desarrollo de la industria minera argentina, las tarifas compensatorias en los ferrocarriles y fórmulas de equilibrio económico-social.

Falleció en Buenos Aires el 14 de abril de 1961.

Fuentes: Bidondo, Jorge: “Notas para la Historia de los Gobernadores de Jujuy”.

Fleitas María Silvia y Kindgard Adriana: “Entre la legalidad y la proscripción. Políticas Públicas y Lucha Obrera en Jujuy. 1918-1976”. En “Jujuy en la Historia. De la Colonia al siglo XX”. Unidad de Investigación en Historia Regional. Facultad de Humanidades y Ciencias Sociales. Universidad Nacional de Jujuy.