Cupo Femenino: Carta
abierta al gobernador
Walter Barrionuevo

Señor Gobernador:

Las mujeres que suscribimos la presente nos hemos propuesto terminar con una ominosa deuda que tiene la Provincia con la democracia. Jujuy, es la peor de todas en materia de equidad de género, es la única provincia que carece de un sistema de cuotas y por eso la participación femenina en los ámbitos parlamentarios, provinciales y municipales es inferior al 30 %, cuando no existe ausencia total de mujeres. Es decir, Jujuy está por debajo del estándar mínimo de participación femenina que se espera en una democracia con calidad institucional.

Un Estado que pretenda expresar los valores de igualdad y justicia inherente al proyecto democrático, está obligado a cumplir con la constitución nacional y los tratados internacionales de derechos humanos. La Constitución de la Nación, reformada en 1994, establece en su artículo 37 que “la igualdad real de oportunidades entre varones y mujeres para el acceso a cargos electivos y partidarios se garantizará por acciones positivas en la regulación de los partidos y en el régimen electoral”. Quedó así claramente establecida la obligación estatal de producir normas orientadas a acelerar la participación femenina y revertir la situación histórica de desventaja que tienen las mujeres en el espacio público.

El artículo 75 inciso 22 de la Constitución Nacional otorgó rango constitucional a la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer. El artículo 4 de este instrumento indica: “No se considerará discriminatoria la adopción de medidas especiales de carácter temporal encaminadas a acelerar la igualdad de facto entre el hombre y la mujer”. Este tratado en su artículo 7, establece además el imperativo estatal de “adoptar todas las medidas apropiadas para eliminar la discriminación contra la mujer en la vida política y pública del país” y establece el deber de garantizar “a las mujeres, en igualdad de condiciones con los hombres, el derecho a: a) votar en todas las elecciones y referéndum públicos y ser elegibles para todos los organismos cuyos miembros sean objeto de elecciones públicas; b) participar en la formulación de políticas gubernamentales y en la ejecución  de ésta, y ocupar cargos públicos y ejercer todas las funciones públicas en todos los planos gubernamentales …”

Actualmente todas las provincias argentinas, menos Jujuy, cuentan con leyes de cupo o disposiciones constitucionales que tienen el mismo objetivo del sistema de cuotas.

Desde hace 18 años las organizaciones y dirigentes del movimiento de mujeres peregrinamos a la Legislatura en demanda de una ley de cupo. A pesar de los esfuerzos de algunos/as legisladores/as en tal sentido, el cuerpo parlamentario nunca ha sometido este tema a tratamiento en el recinto. Por eso hemos acudido a la Justicia, porque es evidente que no se quiere reparar la omisión legislativa que reprochamos.

Usted señor gobernador, decía públicamente en los medios que en estas elecciones es imposible aplicar la ley de cuotas por falta de tiempo y por falta de ley. Como se sabe, nada es imposible en política. Y si no, veamos cómo ha sido posible  anticipar las elecciones, alterando las normas y la dinámica electoral que involucra cuestiones de orden de público. El Congreso de la Nación ha aprobado en maratónicas sesiones ese adelantamiento y usted también ha dictado rápidamente un decreto, anticipando así en Jujuy los comicios.

Usted sabe, que nada es imposible. Usted mismo puede enviar un proyecto a la Legislatura para que trate la ley de cupos, usted puede dictar un decreto de necesidad y urgencia, justificado por la inminencia del acto comicial. Es decir, usted puede terminar con esta realidad que nos avergüenza. Y puede contribuir a terminar con la falta de ley. Señor gobernador, usted va a inaugurar el periodo ordinario de sesiones legislativas en la Cámara provincial, entonces tiene la oportunidad de invitar a los legisladores para que sancionen una normativa de cuotas. El partido al que usted pertenece tiene mayoría en la Cámara.

Usted dice también que ya no hay tiempo para aplicar el cupo en Jujuy. Señor Gobernador usted sabe que la presentación provisoria de listas de candidatos es el 14 de abril y sabe también que la oficialización de listas es el 9 de mayo. Es decir, tiempo hay. Y si no hubiera tiempo, porqué se ha resuelto anticipar las elecciones?. No hubiera sido preferible mantener la fecha de octubre?. Las elecciones constituyen el acto más sagrado de la vida en democracia, y por eso mismo, no deberían escatimarse esfuerzos para garantizar los derechos a elegir y ser elegidas de las mujeres, tanto como de los hombres.

Es decir, la falta de ley puede subsanarse y tiempo hay. Lo que no hay en el estado provincial -señor Gobernador- es la decisión política de garantizar la igualdad real entre hombres y mujeres en los cargos electivos. Aplicar un sistema de cuotas, sólo requiere la voluntad de incorporar la equidad de género a la democracia.

Usted puede hacer posible lo imposible. Usted puede aportar a terminar con la deuda que tiene la democracia en Jujuy. Puede pasar a la historia, honrando la memoria de mujeres, como Eva Duarte de Perón. O puede también seguir siendo parte de la vergüenza que acá denunciamos. De usted depende.

Cecilia Sandoval, María Inés Zigarán, Bettina Demattei, Valeria Chacón, Valeria Argañaráz, Vanesa Calisaya, Georgina Torino, Alicia Chalabe, Silvana Morel, Nora Ferreyra, siguen las firmas…