30 enero 2009

Funcionalidad de viviendas adjudicadas
a personas con capacidades diferentes

80 Viviendas de Alto Comedero

80 Viviendas de Alto Comedero

Jujuy – La demanda habitacional de personas con capacidades diferentes constituye una de las prioridades del Instituto de Vivienda y Urbanismo de Jujuy dentro de los planes de vivienda, según las normativas de la Ley provincial Nº 4398 y Nacional Nº 24314 y sus decretos (accesibilidad de personas con movilidad reducida), a fin de evaluar la calidad de vida de los adjudicatarios, teniendo en cuenta las necesidades sociales y de confort habitacional que demanda éste sector particular.

A través de un relevamiento socio cualitativo, se evidenció las condiciones de habitabilidad desde aspectos técnicos y sociales que posibilitarán brindar “mayor funcionalidad” a futuras adjudicaciones que cubran el déficit habitacional de sectores sociales con discapacidad, remarcó el presidente del IVUJ, ingeniero Luís Cosentini al comentar sobre los resultados de los estudios realizados en  viviendas de dos grupos habitacionales de la ciudad de San Salvador de Jujuy, en los barrios Alto Comedero y El Arenal.

Alto Comedero

El primer caso está identificado en el sector de las 80 viviendas del barrio Alto Comedero, Lote Nº 12 manzana 789, donde reside Ignacio Márquez de 13 años de edad, “que padece de parálisis cerebral, desde su nacimiento”, relata Virginia Maldonado del Departamento Asuntos Sociales, que tuvo a su cargo el informe socio cualitativo, destacando que “la evolución de le enfermedad desencadenó la parálisis total del cuerpo del niño. Por lo que requiere de cuidados especiales de sus padres para poder desplazarse en el interior de la vivienda, construida con dimensiones y detalles técnicos amplios y adecuados”.

Así surge que la utilidad que debería proporcionarse al sanitario, es parcial, generando necesidades, atenciones especiales no sólo demandadas a su núcleo familiar, sino también a instituciones y sectores de la sociedad involucradas en la problemática.

Ignacio convive con sus padres, Evangelina Márquez y Carlos Matorras y su hermanita de 3 años de edad, Fátima Márquez. En la actualidad el menor asiste a la Asociación de protección al paralítico cerebral (A.P.PA.CE.), donde efectúa rehabilitaciones, constituyéndose  en un escenario de esparcimiento y recreatividad para él.

Del diálogo con los papás, que residen con sus hijos en esa vivienda desde octubre de 2006, surge  que si bien el Instituto de Vivienda y Urbanismo de Jujuy cubre la demanda habitacional del grupo familiar, como afirman Evangelina y Carlos, “es necesario aclarar que el grado de discapacidad y las limitaciones de Ignacio, cubre de manera parcial el fin de la adjudicación, dado que la evolución de la enfermedad le imposibilita el goce de las condiciones adaptadas para un discapacitado”.

Con relación al entorno social de la vivienda, la misma cuenta con inmediaciones de servicios urbanos (comercios, hospital público “Dr. Guillermo Snopek”, establecimientos educativos, transporte público y redes viales que permiten el acceso a la misma, de los cuales, el grupo familiar no suele asistir con frecuencia debido a que APPACE cubre las atenciones médicas cuando surgen urgencias”.

En el aspecto laboral, los titulares de la vivienda trabajan en relación de dependencia dentro de la Administración Pública provincial, lo que les permiten contar con la cobertura del Instituto de Seguros de Jujuy, como obra social para toda la familia, especialmente para el cuidado médico de Ignacio.

El Arenal

En este sector barrial también se realizó el informe socio cualitativo para determinar la funcionalidad habitacional de viviendas adjudicadas y adecuadas para el normal desplazamiento de personas con discapacidad motriz, en la casa de Florinda Torrez que vive con su hija, Silvia Noemí Torrez, de cuarenta años de edad, que debido a un accidente de tránsito padece de “paraplejia”, enfermedad por la cual la parte inferior del cuerpo queda paralizada y carece de motricidad, lo que generó un verdadero cambio en la vida cotidiana de ambas.

La casa individualizada como lote 01 Manzana “A” dentro del Programa “68 Viviendas e Infraestructura en el Arenal”, adjudicada en el 2002 está cuenta  con las condiciones necesarias por la demandante. La tipología de construcción interior  hacen a la funcionalidad de la unidad habitacional, presentando las características tales como: aperturas especiales (ancho) de las puertas de acceso no sólo a las habitaciones, sino a la misma vivienda, adecuadas a las medidas de la silla de ruedas que utiliza Silvia para su desplazamiento. El baño cuenta con las correspondientes rampas, instalaciones de sanitarios adecuados, con el lavadero que es apto para el aseo personal, barras de apoyo en todas las instalaciones.

El contexto social, la localización física, las rutas de acceso a la vivienda, las cercanía de instituciones (puesto de Salud, comercios, etc), la infraestructura de la unidad habitacional según lo evidenciado satisface la prioridad de este grupo familiar.

Florinda y Silvia sugieren la adecuación del lavadero a una altura paralela a la silla de rueda que utiliza para desplazarse, la máxima seguridad de los barrales, dado que sus “sus brazos son sus piernas”, lo que  nos ofrece una visión a futuro para poder satisfacer, en su totalidad, la demanda para éste tipo de discapacidad.

A modo de conclusión desde nuestra especificidad como trabajadoras sociales y desde la experiencia con nuestros adjudicatarios, remarca Virginia Maldonado,  se observa que dicha calidad de vida no debe residir exclusivamente en un mejoramiento del “producto”, es decir del prototipo de una vivienda  o  a partir de un rediseño del objeto arquitectónico; sino desde una visión integradora de la problemática planteada (discapacidad), teniendo en cuenta la funcionalidad física de la unidad habitacional con respecto al interior, al contexto social y cultural, desde el fácil acceso vial de la vivienda, el entorno social, las inmediación de instituciones que podrán cubrir necesidades de salud, educación, de esparcimiento y recreación, el  transporte publico, los grados de discapacidad y el tipo de demanda especifica que debe ser satisfecha desde nuestra institución, logrando una  mayor inclusión de la dimensión urbanística en nuevos planes de vivienda a futuro en la provincia.

Noticias Relacionadas

2 Comentarios a Funcionalidad de viviendas adjudicadas
a personas con capacidades diferentes

  1. buenas noche lo siguiente es para comentarles sobre mi problema yo tengo mas de 2 años que me cense por habita por la parte de salud ya que tengo una niña discapacitada de 16 años trabajo en barrio adentro 1 como auxiliar de enfermera y estudio el 4to semestre de enfermeria y doy todo por mi comunidad hace un año me vinieron a visitar y tomaron fotos grabaron y me censaron y esta es la fecha que a mi no se me ha adjudicado absolutamente nada y esta situacion es realmente desesperante yo vivo arrimada con mi mama y tengo 2 hijos mas de corazon quisiera que alguien me ayude a solucionar este problema o me diga donde debo ir de nuevo muchas gracias y espero su gran colaboracion

  2. desde varios años intento le den una vivienda a mi nieta con discapacidad motriz, sin resultado hasta la fecha. hay viviendas adjudicadas a personas que no tienen ningun familiar con discapacidad sobre todo en barrio arenal. Alquilo dos habitaciones donde la niña no puede desplazarse y en un barrio donde debo bajar para llevarla a la escuela a pie y bordear toda la parte de atras de tiro y gimnacia, porque no me alcanza para pagar y no encuentro movilidad. Soy jubilada y necesito la vivienda para ella con urgencia. Hacen tanto problema para entregar el formulario pero hay personas que recibieron la vivienda sin ningun tramite previo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>